֎﴿


 ﴾֍﴿




 La correntada
Llevó a mi lecho
La correntada
El cauce de las cosas
Que están pasando
Las cosas a mi lecho
El cauce del río
La correntada

Transcurrir




 Escrito que idee mientras trabajaba en el verano, como una manera de jugar con la forma y una cantidad (auto)limitada de palabras.





I think I should give up the ghost
in your arms|



El hombre es siempre
el constructor de una cárcel.
Y no se conoce a un hombre
hasta saber qué cárcel ha construido.

Algunas veces parece sólo la propia,
pero siempre es también la de otros.
Y no le basta con construir la prisión:
aporta también el carcelero.

Lo único que el hombre no pone
es el material para hacer la prisión,
porque sobra en todas partes.

Pero hay otra cosa
que no sabemos quién la pone:
el combustible para el incendio.

Porque si todo hombre es la historia de sus
                                                                                [cárceles,
la lamentable historia de un ex presidiario
que vuelve a su prisión
o inaugura otra,
a veces es también la historia de quemarse
al incendiar la mayor de sus prisiones.
O ni siquiera la mayor:
la que estaba en el límite.



 "42"
Roberto Juarroz